Si sientes que tu cerebro está constantemente ardiendo con pensamientos sobre el trabajo y empiezas a sospechar que hay una forma mejor de vivir, este artículo te puede interesar. Es normal sentirse estresado en el trabajo de vez en cuando. Pero para algunas personas, el estrés se vuelve excesivo, llevando al agotamiento, cinismo y odio hacia su trabajo. Y esto se conoce como burnout en el trabajo (agotamiento) – el tema del artículo de hoy.

El agotamiento solía clasificarse como un problema relacionado con la gestión de la vida, pero recientemente la Organización Mundial de la Salud rebautizó el síndrome como un “fenómeno ocupacional” para reflejar mejor que el burnout es un síndrome derivado del trabajo causado por el estrés crónico. En la era de los smartphones y e-mails las 24 horas del día, cada vez es más difícil desconectarse del lugar de trabajo.

Pero que el burnout suceda en el lugar de trabajo debido al propio trabajo, no significa que la forma en que utilices tu tiempo fuera de esas horas no puedan ayudarte a prevenirlo. En la vida en general, necesitas tiempo para cuidar de tu salud, hacer cosas que te interesen y que tengan un sentido de propósito. Lo más cerca que estés de vivir tu verdad, menos probabilidades tendrás de sufrir burnout. De esto hablaremos más adelante.

Puede ser que no tengas la capacidad de cambiar todos los elementos de tu trabajo que no te gustan, pero si la tienes de mejorar cómo te sientes contigo mismo/a y con la vida en general. Al invertir tu tiempo basándote en la verdad de tu cuerpo, personalidad y realidad, puedes reducir el riesgo de burnout en el trabajo. Y si ya te sientes así, te podrás recuperar más rápidamente.

 

¿Qué es el burnout en el trabajo?

Lo primero: ¿Qúe es el burnout en el trabajo? Es el estado de agotamiento emocional, físico y mental causado por un estrés excesivo y prolongado. Ocurre cuando te sientes desbordado, vaciado emocionalmente e incapaz de cumplir con las demandas constantes. A medida que el estrés continúa, empiezas a perder el interés y la motivación.

El burnout en el trabajo reduce tu productividad y te roba la energía, haciéndote sentir cada vez más desvalido, desesperado, cínico y resentido. Eventualmente, puedes sentir que no puedes dar más.

El burnout es más probable cuando esperas demasiado de ti mismo/a, nunca sientes que el trabajo que haces es lo suficientemente bueno, te sientes incompetente, menospreciado o estás haciendo roles que no te corresponden.

David Ballard, Doctor de Psicología de la American Psychological Association, describe el burnout en el trabajo como “un periodo extendido de tiempo en el que una persona experimenta agotamiento y falta de interés en las cosas, resultando en un declive en su rendimiento en el trabajo.”

 

Síntomas del burnout en el trabajo

Si aún no tienes claro qué es el burnout, deja que comparta contigo los síntomas más comunes:

  • Sientes que cada día en el trabajo es un mal día
  • Te sientes agotado la mayor parte del tiempo
  • No sientes ninguna ilusión o interés en el trabajo
  • Te sientes deprimido/a
  • Te sientes superado/a por las responsabilidades
  • Participas en comportamientos escapistas
  • Tienes menos paciencia con los demás de lo normal
  • Te sientes desesperado por tu vida y tu trabajo
  • Experimentas síntomas físicos como dolor de pecho, te falta el aire, insomnio, etc.
  • Te sientes negativo
  • Rendimiento reducido en el trabajo
  • Sientes rabia hacia tu trabajo, colegas i/o clientes
  • Te sientes culpable de no pasar más tiempo con tus amigos / familia
  • Te sientes cada vez más emocional, por ejemplo llorando, enfadándote, gritando o sintiéndote tenso/a sin razón aparente
  • Detestas ir a trabajar por la mañana
  • Te quejas mucho del trabajo a pesar de que no lo acostumbras a hacer
  • Tienes pesadillas frecuentes sobre el trabajo
  • Falta de motivación
  • Sientes que lo que haces no tiene demasiada importancia
  • Problemas interpersonales en casa y en el trabajo
  • Menos eficiencia y energía
  • Más errores
  • Más frustración

 

Estrategias de tratamiento y prevención del burnout en el trabajo

Si no estás aún en situación de burnout, lee estas estrategias de prevención que te podrían ayudar en el futuro. Si, por lo contrario, consideras que ya estás en este estado, fíjate en estos tratamientos, en muchos casos son de ayuda:

  1. Proporciona expectativas claras
  2. Ten los recursos y habilidades para cumplir las expectativas
  3. Formación continua para mantener la competencia
  4. Comprende tu valor en la organización y tus contribuciones para las metas de la organización
  5. Actividad física durante la jornada laboral
  6. Tomar descansos fuera del ambiente de trabajo
  7. Reduce el consumo de alcohol y cafeína
  8. Desarrolla y sigue una dieta sana
  9. Mantén tu entorno organizado y limpio
  10. Evita personas y situaciones tóxicas
  11. Bebe más agua
  12. Duerme más
  13. Satisface tus necesidades: si eres extrovertido, sal con tus amigos o familiares a diario después del trabajo, si eres muy introvertido, tómate un tiempo a solas para recargarte
  14. Pasa tiempo con gente positiva
  15. Vacaciones – pasar tiempo fuera del trabajo te da la distancia para relajarte o desestresarte.
  16. Encuentra una válvula de escape. Para algunos, puede ser CrossFit o artes marciales. Para otros, son batallas de paintball, futbol o bolos. La forma en que liberes tu agresión y frustración no importa, mientras no te sea peligroso para ti o los demás. Lo importante es que encuentres una manera de liberar tensiones.
  17. Ten distintas responsabilidades. El burnout puede suceder no solo por trabajar en exceso, también tras trabajar en la misma tareas durantes meses.
  18. Piensa en positivo
  19. Desconecta, pon límites apagando el teléfono durante las vacaciones, la cena, etc.
  20. Usa apps distintas para el email del trabajo y el personal, para no recibir emails durante el fin de semana.
  21. Nutre tu lado creativo. La creatividad es un antídoto muy poderoso para el burnout. Prueba cosas nuevas.
  22. Reserva tiempo para relajarte. Las técnicas de relajación, como la respiración profunda, activan la respuesta de relajación del cuerpo, un estado de reposo.


Mientras que el burnout crea problemas en el trabajo, en casa y en la vida en general, siempre es posible tomar las riendas y avanzar. Espero de veras que las estrategias y tratamientos de prevención del burnout listados en este artículo te ayuden en tu vida personal y profesional!