Test-driven development o Desarrollo guiado por pruebas de software, es un procedimiento muy habitual entre los seguidores de metodologías ágiles. Se basa en un desarrollo de pruebas a través de las cuales debe pasar el código, si está bien implementado, se continúa creando código enfocado hacia la siguiente prueba, sinó, se configura hasta que pase la prueba y podamos ir a la siguiente fase. En este articulo vais a encontrar 14 beneficios de TDD. 

Este procedimiento, agiliza el proceso de creación de un codigo limpio. Lo más común es cometer errores, pero gracias al TDD, los vamos detectando y solucionando al momento, antes de que la “bola se haga más grande”. De forma que conseguimos un trabajo mucho más rápido, resolutivo, con menos errores y más enfocado al usuario final, pues cada una de las pruebas a las que sometemos el código, están enfocadas en el usuario final.

La generación de estas pruebas para verificar la eficacia del código en cada una de sus fases, implica por otro lado tener que crear menos código o codigo innecesario. De forma que si pasa la prueba, podemos seguir con la siguiente o si por el contrario generamos un código incorrecto y pasa la prueba, sabemos que tendremos que incluir nuevos requisitos para las fases siguientes. Así, paso a paso, vamos concretando las características que deberá cumplir el código para obtener al finalizar un producto lo más limpio y puro posible. Todas estas fases, han de estar pensadas siempre desde las casuísticas a las que se puede enfrentar el usuario y además no debemos andarnos por las ramas creando más pruebas de las necesarias, puesto que nos estaríamos alejando de lo que este procedimiento representa y lo que es su principal ventaja, agilizar los procesos de creación de código.

 

Ciclo de desarrollo 

 

Elegimos una prueba.
Sometemos el código a la prueba.
Si da error, resolvemos el problema.
Volvemos a realizar la prueba hasta que de positivo y pasamos al siguiente test.
Si no da error, pasamos a la siguiente prueba.

 

14 beneficios de TDD o 14 razones para hacerlo!

 

1. Usando procesos TDD evitamos escribir codigo innecesario. En muchas ocasiones un programador crea más código del que necesita. Usando TDD, vas solucionando pequeñas tareas, superando test concretos, que nos ayudan a optimizar el tiempo y ser mucho más concretos durante la creación.

2. Feedback de API. Gracias a la rápida respuesta sobre la calidad del código y los múltiples tests que nos ofrece TDD, el flujo de información es mayor., Teniendo en cuenta que hay procesos del código que se acumulan, toda esta información nos pueden resolver futuros inconvenientes.

3. Gran cantidad de documentación. Durante el proceso de creación del código, vamos resolviendo dudas y superando trabas que a la larga, nos proporcionan una preciada documentación sobre todo lo que vamos implementando.

4. Diseño emergente. Al igual que la creación del codigo, el diseño es evolutivo y se puede ir modificando a la vez que se va desarrollando el código. De forma que no es necesario crear un diseño completo desde el principio.

5. Interface independiente. El código no tiene porque influir al diseño, si desde un principio ambos conocen los requisitos. Es necesario tanto para la creación de los tests que ha de superar el código como para el propio diseño, tener este conocimiento, si no es así, nunca podríamos enfocar el proceso al usuario de una forma tan fiel.

6. Mejora la comunicación. Puesto que los problemas llegan en cortos periodos de tiempo, fomenta la comunicación entre el equipo para poder solventarlos.

7. Mayor tranquilidad. Al seguir el proceso de TDD, sabes que al finalizar el trabajo, el código será puro, claro y limpio.

8. Refactorización. Después de encontrar un problema, pasamos al proceso de refactorización del mismo, de forma que no tenemos que esperar a tener el código finalizado para poder llevar a cabo esta tarea, sino que el código se va reescribiendo a medida que se detectan errores..

9. Depuración. TDD es la mejor forma para detectar los fallos, si aparece uno y modificamos el código hasta que pase el test, lo vamos depurando poco a poco y obtenemos un código limpio.

10. Escalabilidad. A medida que el proyecto avanza, el código se hace más complejo, y el lanzamiento al mercado más próximo. TDD permite evaluar en qué punto nos encontramos en cada momento.

11. Aprender. Puesto que en TDD el equipo trabaja junto para resolver los problemas, el crecimiento individual también es mayor.

12. Satisfacción del cliente. En todo momento, los tests están pensados desde el punto de vista del cliente, por lo tanto el producto estará totalmente enfocado a su satisfacción.

13. Desarrollo ágil. Un flujo continuo de tareas, análisis y correcciones es lo que define la metodología ágil. TDD cuenta con todos los requisitos para serlo.  

14. Mejor integración con terceros. Al llevar un minucioso seguimiento de las tareas, reducimos los costes y el tiempo.

 

Si te gustó este artículo, te puede gustar:

Los beneficios de la tecnología Scrum 

Beneficios de la tecnología Agil

Metodo Kanban Principios y Ventajas 

Beneficios de la integración contínua

¿Porque debería usar Docker en mi proyecto de desarrollo?

Beneficios de la pruebas unitarias

La importancia de las retrospectivas en la metodología Ágil 

 

Suscríbete a nuestro newsletter para estar al día de los eventos, meet ups y demás artículos!